↓
 ↓
Eduardo Terrazas

Eduardo Terrazas

To Weave the Possibility

Exposición

-> 6 feb – 2 mar

Proyectos Monclova

hoy abierto 11:00AM 5:00PM

Proyectos Monclova inaugura la exposición To Weave the Possibility del arquitecto y artista mexicano Eduardo Terrazas, en la que reúne obras de cuatro series de trabajo tituladas “Posibilidades de una estructura”, “Tablas” y “Variaciones cósmicas”, todas de producción reciente, “Los desafíos de la humanidad”, además de la instalación “Globos”.

La exhibición comprende, en principio, la instalación de una escultura suave de gran formato, así como obra perteneciente a la serie “Posibilidades de una estructura”, iniciada en los años sesenta, en la que el artista aborda una lógica de repetición y diferencia que, según el historiador del arte Daniel Garza Usabiaga, fue una práctica frecuente de la abstracción geométrica en la obra de diversos artistas durante ese periodo. Las obras que conforman esta serie reconocen el contraste entre lo local y lo global, lo tradicional y lo moderno que formó parte del pensamiento de Terrazas, así como de otros artistas y pensadores de la época.

Dentro de las piezas de la serie “Posibilidades de una estructura” se exhiben algunas de la subserie “Cosmos”, obras fabricadas con hebra de lana pegada a un soporte de madera con cera de Campeche. Las obras se basan en la variación de una estructura geométrica iniciada con dos líneas, una vertical y otra horizontal, intersectadas de tal modo que colocan un punto de gravedad al centro. De ahí también se intersectan dos líneas diagonales enmarcadas por un cuadrado que se convierte en un despliegue visual del cosmos. Finalmente, los círculos completan el desarrollo del cosmos aludiendo al universo y al infinito.

De esta misma serie, la exposición cuenta con obras pertenecientes a las subseries "Diagonales” y “Retícula”. En la primera, Terrazas explora el entrecruce de líneas que se trazan en diagonal en los diseños y en la segunda se puede hallar una estructura que entra en una tradición de la abstracción geométrica de la primera mitad del siglo XX.

La muestra también cuenta con algunas obras de la serie “Tablas”, un conjunto vinculado a la abstracción pictórica internacional, en la cual Terrazas introduce la técnica wixárika de la hebra de lana pegada con cera de Campeche a un lienzo de madera. El trabajo de Eduardo Terrazas como arquitecto inició en la década de 1960, con su participación en el montaje y museografía de exposiciones como “Obras maestras del arte mexicano” (1960), y, posteriormente, con su participación en la construcción y el montaje del Pabellón de México en la Feria Mundial de Nueva York entre 1964 y 1965. De manera casi simultánea, Terrazas incursionó en el campo artístico con la creación de “Globos”, una pieza que, como menciona Garza Usabiaga, fue la primera escultura suave de escala monumental en la historia del arte en México, y cuya primera versión fue montada en el Zócalo capitalino en 1967. Una versión actual de esta pieza es la que se muestra en la exposición To Weave the Possibility.

Eduardo Terrazas (Guadalajara, 1936) es un artista dedicado a la arquitectura, el diseño, la museología, el urbanismo y el arte desde hace más de cincuenta años. Es uno de los miembros fundadores de la escena de arte contemporáneo en México. Terrazas se convirtió desde muy joven en un arquitecto de renombre cuando fue seleccionado como co-diseñador del logotipo y elementos de diseño que predominaron en los Juegos Olímpicos de 1968 en la Ciudad de México. En la década de los setenta, el artista comenzó a experimentar a través del dibujo las relaciones formales entre elementos geométricos. Estas investigaciones, combinadas con la apropiación de elementos del arte popular mexicano, han resultado en un lenguaje único, que navega tanto en el arte contemporáneo como en la tradición artesanal. De ahí que haya adoptado la técnica Huichol –en la que hebras de lana de colores son dispuestas sobre tablas de madera cubiertas de cera– no sólo por sus propiedades estéticas, también por la dificultad que demanda el método en sí, pues involucra una firme concentración en el acto, que deriva, por consiguiente, en un proceso meditativo.

— Proyectos Monclova